Animales

Amoxicilina, un antibiótico que se utiliza en perros y gatos

Pin
Send
Share
Send
Send


Cuando detectamos en nuestro perro algún signo que nos advierte acerca de que algo no va bien es imprescindible acudir al veterinario para que este realice una exploración y determine qué es lo que está afectando al bienestar de nuestra mascota.

En ocasiones, puede tratarse de patologías leves y con buen pronóstico, no obstante también puede ser necesario seguir un tratamiento farmacológico que procure una recuperación óptima y completa.

Es importante que el propietario conozca el tratamiento que está siguiendo su mascota para saber qué problemas pueden derivarse del mismo. Por ello, en este artículo de ExpertoAnimal, te hablamos del uso y efectos secundarios de la amoxicilina en perros.

¿Qué es la amoxicilina?

La amoxicilina es un antibiótico que pertenece al grupo de las penicilinas. Su acción es bactericida, esto quiere decir que destruye a las bacterias en vez de impedir la reproducción de las mismas.

Se considera un antibiótico de amplio espectro, ya que resulta efectivo frente a un gran número de bacterias. Además, esta acción se potencia más aún cuando la amoxicilina va unida al ácido clavulánico. Dicho ácido clavulánico no es una sustancia que por sí sola posea actividad antibiótica, pero sí es capaz de inhibir la betalactamasa, una enzima que segregan algunas bacterias y que es capaz de inactivar ciertos tipos de antibióticos. Por lo tanto, cuando la amoxicilina se da en compañía del ácido clavulánico, su acción frente a las bacterias es más potente.

Usos de la amoxicilina en perros

La amoxicilina es un antibiótico de uso humano que está aprobado también para su uso en el ámbito veterinario y, por ello, se prescribe habitualmente en gatos y perros.

Es muy posible que el veterinario prescriba amoxicilina a tu perro ante los siguientes casos:

  • Infecciones del tracto respiratorio
  • Complicaciones bacterianas de enfermedades víricas
  • Infecciones tópicas como abscesos
  • Enfermedades infecciosas del tracto genitourinario
  • Enfermedades infecciosas del aparato digestivo

Efectos secundarios de la amoxicilina en perros

Quizás en alguna ocasión te hayas preguntado si puedes darle antibióticos a tu perro y lo cierto es que estos jamás deben administrarse si no han sido prescritos por el veterinario. En este caso, si bien la amoxicilina es un antibiótico seguro puede interaccionar con otros fármacos y además puede provocar los siguientes efectos secundarios:

  • Hipersensibilidad (erupción cutánea, fiebre, dificultad para respirar)
  • Molestias gastrointestinales (vómitos, diarrea, falta de apetito)
  • Desequilibrios en la flora intestinal
  • Aumento de la frecuencia cardíaca

Así pues, no es recomendable la administración de amoxicilida para perros sin el previo consentimiento de un especialista. De esta forma, para minimizar el riesgo de sufrir estos efectos secundarios es importante realizar el tratamiento tal y como haya indicado el veterinario y, sobre todo, nunca acortar el periodo de administración pautado aunque se observe mejoría en el perro.

Este artículo es meramente informativo, en ExpertoAnimal.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu mascota al veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Amoxicilina en perros - Uso y efectos secundarios, te recomendamos que entres en nuestra sección de Otros problemas de salud.

Pin
Send
Share
Send
Send